En su última competencia como piloto oficial de NASCAR en Charlotte Motor Speedway, el bogotano Juan Pablo Montoya tuvo una aceptable presentación rodando a lo largo de las 500 millas dentro del top-15 de carrera. Una estrategia adecuada le permitió finalizar en la 12ma posición.

A lo largo de la competencia el equipo #42 se mantuvo al compás de los líderes, manejando la misma secuencia de detenciones en los pits que sus rivales en la punta. Esto, junto con la poca cantidad de banderas amarillas -solamente cuatro en las 334 vueltas pactadas- hizo que el auto pudiese mostrar sus cualdiades en las largas tandas bajo bandera verde.

Un correcto manejo de los neumáticos le permitía al colombiano atacar y ganar posiciones cada vez que sus rivales se acercaban al final de su “round” y debían ingresar a los pits.

Leer más: Noticias NASCAR | Keselowski volvió al triunfo | Rowdy ganó en la NNS

Durante toda la competencia, Montoya estuvo batallando de cerca con los pilotos miembros del Chase 2013. Se vieron luchas interesantes con Kurt Busch, Carl Edwards y Brad Keselowski, quien sería a la postre el ganador de la competencia. El auto tuvo condiciones para sumar un top-10 pero no más allá.

Tras muchas idas y vueltas, Juan Pablo llegó al reinicio final en la vuelta 311 dispuesto a llegar al top-10 y cerrar así una buena presentación, sin embargo no le alcanzó para superar a pilotos como Clint Bowyer, Carl Edwards o Denny Hamlin, y vio la bandera a cuadros de la Bank of America 500 en la posición 12.

Entretanto, el reemplazante de Montoya en el #42 a partir del próximo año, Kyle Larson, debutó en la máxima división de NASCAR clasificado en la 37ma posición, tras tener un problema de motor en la vuelta 247 de 334.

La próxima carrera de la Copa Sprint se realizará este domingo 20 de Octubre en el superóvalo de Talladega, a las 2:00 pm (hora local).