Prototipos como Godzilla, Hollywood, Tsunami y la nueva adquisición que será bautizada en Colombia, se presentaron en sociedad el pasado fin de semana en el municipio de Mosquera, Cundinamarca.

El evento convocado por Colombian Monster en cabeza de Steve Hearley, citó a cientos de aficionados al deporte a motor para un encuentro mas cercano con los únicos monster apostados en Latinoamérica.

El Monster Truck Fan Day, definitivamente permitió estar muy cerca de estos poderosos vehículos, que inician su nueva temporada de eventos en el país.  El objetivo principal de este encuentro, se centró en mostrarle a los asistentes todo lo que significa estar al mando de un Monster Truck, así como la logística que existe alrededor de 4 vehículos de este tipo de dimensiones.

Hearley, el americano nacido en Wisconsin, fue el único de los pilotos profesionales que vio la oportunidad de hacer empresa en Colombia, dejando inicialmente dos vehículos 100% adaptados para competencia y uno con especificaciones mixtas que se hace funcional para exhibiciones.  Recientemente Steve y su equipo de trabajo, culminaron con el proceso de importación de una nueva versión diesel que permitirá ampliar la interacción con el público al momento de un show y con el que podrá pisar las calles de cualquier ciudad a donde llegue el montaje de Colombian Monster.

Las noticias entregadas la mañana del pasado sábado alrededor de estas máquinas, definitivamente sorprendieron y curiosamente de forma proporcional al tamaño de sus motores y dimensiones.   Así como se habló de potencias de 1500 caballos de poder por cada camioneta o el importante costo que tiene un juego de llantas para estos aparatos, también se resaltó que en Colombia existe el único Jeep modificado del mundo para ser un Monster Truck, pero lo que es realmente sorprendente, es que al mando de su habitáculo, está la ÚNICA mujer piloto de este tipo de camionetas en Latinoamérica.  Verla conducir este poderoso motor, que solo opera con alcohol como combustible,  es todo un placer que despierta varias sensaciones para seguir descubriendo esta disciplina deportiva.  Otra cosa es ver como Sonia Segura, asume la tarea de conocer al 100% este mundo, inspira respeto y admiración, en especial cuando lidera las tareas de trasladar los neumáticos de 700 libras de peso y simular el cambio de llantas en una de las camionetas. En el evento, Sonia cambió las 4 llantas de Godzilla y condujo dos de las camionetas que hacen parte del montaje de Colombian Monster.  El Jeep, que lleva  el nombre de “Tsunami” en homenaje a esta colombiana, fue el monster con el que Segura debutó hace un año en el magnífico Festival de Tractomulas en Tocancipá.

Pronto iniciarán su gira de eventos por el país, con varios cambios en su show, la nueva camioneta que arribó hace pocos días a Bogotá, viene a reforzar las exhibiciones y a convertirse en una herramienta única de publicidad para las marcas que definitivamente piensan en grande en cuanto a aspectos de impacto publicitario se refiere.  Desde ahora vienen trabajando en nuevos planes con nuevas máquinas que complementarán la rutina actual, no descartan una producción en serie de estos vehículos en el país,  para tener en cinco años una versión colombiana de Monster Jam, el campeonato oficial de monster en Estados Unidos.

La expectativa es tan alta, que no vale la pena hacer planes en cuanto a proyectos deportivos,  seguramente invertir en este tipo de máquinas, le aseguran grandes espacios de exposición de imagen y una visibilidad garantizada por parte del público.  Pero la recomendación es muy clara.  Si definitivamente lo suyo son las Monster Truck, tiene que hacer lo que hizo Steve Hearley, “levantarse” de inmediato una “Monster Novia” como Sonia Segura y aumentar la grilla de pilotos de este género en el continente.

Muchos éxitos a Colombian Monster, un trabajo digno de admirar que brinda grandes oportunidades en deporte y entretenimiento.  Gracias a INCARPAS por la invitación y por ser parte fundamental de este proyecto en el país.