Foto: FIA WRC / @World

Andreas Mikkelsen ha firmado la última victoria de Volkswagen en el Campeonato del Mundo de Rallyes de la FIA tras imponerse en Australia.

El noruego ha ganado la última cita de la temporada 2016 por 14.9 segundos sobre su compañero de equipo Sébastien Ogier, que ha perdido sus opciones al triunfo tras un trompo. Esta ha sido la despedida perfecta de la marca alemana, que ha dominado la especialidad en los últimos cuatro años.

“Este es el final perfecto para la temporada”, dijo Mikkelsen. “Durante todo el año fui consistente y mejorar el ritmo fue nuestro objetivo con el campeonato en mente, pero llegué aquí sin nada que perder. Podría ir a fondo y ver lo que podríamos hacer”.

“Desafiamos al campeón del mundo y le ganamos justo con las mismas condiciones de la pista. Es mi mejor victoria, pero es triste ver que este equipo y el coche llegan a su fin”.

Pese a la victoria de Mikkelsen con su Polo R WRC, el noruego no ha podido adjudicarse el subcampeonato. La tercera plaza de Thierry Neuville con el Hyundai i20 WRC ha permitido al belga asegurarse la segunda plaza del campeonato por detrás de Ogier.

El tetracampeón mundial ha sido el vencedor del Power Stage y ha sumado los tres puntos extras. Neuville se ha hecho con dos puntos al ser segundo y su compañero Dani Sordo ha sumado otro tanto al finalizar tercero.