Foto: LAT / WRC

El actual campeón mundial de rallyes, Sebastien Ogier, llegó a su nuevo equipo M-Sport y triunfó en el Rally de Montecarlo.

El francés logró su quinto triunfo en ‘El Monte’ por 2 minutos y 15.0 segundos con su Ford Fiesta WRC. Fue un debut de ensueño para el francés con el M-Sport World Rally Team, para quien esta ha sido su primera victoria desde noviembre de 2012.

Jari-Matti Latvala ha terminado segundo con un Toyota Yaris WRC en la vuelta del fabricante japonés al Campeonato del Mundo después de una ausencia de 17 años. Los problemas de motor en el último día de Ott Tänak han imposibilitado a M-Sport un doblete, finalizando tercero a 42 segundos de Latvala.

Ogier tomó la delantera en la penúltima jornada de ayer, cuando el líder del rallye, Thierry Neuville, rompió la suspensión de su Hyundai i20 Coupé WRC después de un impacto. Con una cómoda ventaja, Ogier no ha tomado ningún riesgo en la última especial disputada sobre nieve en el famoso Col de Turini.

“Tenía la esperanza de ganar, pero conseguirlo en la primera carrera, después de sólo un mes juntos y con tan poca preparación, es realmente increíble”, ha dicho. “Las condiciones no hicieron nuestra vida fácil este fin de semana, comenzando por la nieve del primer día y terminando con más y más nieve”.

Más nieve y hielo esperan a los competidores en la segunda cita del próximo mes. El Rallye de Suecia tendrá su sede en Torsby del 9 al 12 de febrero.

Foto: LAT / WRC
Foto: LAT / WRC