El piloto mexicano Sergio ‘Checo’ Pérez se ha convertido en una cara asidua en el top-10 de la Fórmula 1, y tras una buena remontada en el GP de Bahréin tiene motivos para sonreír.

En la tercera fecha de la temporada 2017, Pérez tenía una dura misión al iniciar la carrera desde la 18va posición. Sin embargo, un correcto uso de sus neumáticos, y la ayuda del Safety Car le permitieron hacer una gran remontada, finalizando séptimo.

Con esto, el mexicano llega a 13 carreras consecutivas en los puntos, algo valioso teniendo en cuenta que el auto del equipo Force India no está a la altura de los equipos de punta.

Así se refirió Pérez luego de la competencia:

“El Safety Car nos cayó muy bien, pero todo salió correctamente porque logramos prolongar la vida de los neumáticos tres vueltas más y esa fue la clave”.

“Sumamos puntos importantes y estoy contento con el trabajo que el equipo hizo, alargando la vida de los neumáticos por tres vueltas. Quedamos satisfechos porque hicimos el trabajo que necesitábamos para sumar puntos importantes para el campeonato”.

“Tuvimos una buena arrancada librándonos de los contactos partiendo desde una posición difícil. Ayer se veía todo perdido pero hoy se demuestra que no te puedes dar por vencido hasta la última vuelta”.

“Lo importante es que sigamos sumando con los dos autos, es la 13º carrera en los puntos así que es increíble porque es un trabajo en equipo”.