Luego de haber ganado su cuarto título mundial de constructores, Mercedes habló sobre su perspectiva de las reglas que se dieron en 2017.

Los cambios en las regulaciones de la Fórmula 1 previo a esta temporada fueron sustanciales. Desde las dimensiones del auto, hasta el uso restrictivo de piezas, la categoría buscó igualar la balanza técnica entre los equipos más poderosos: Ferrari, Red Bull Racing y Mercedes.

Pero, como lo mostró el año, la escudería alemana nuevamente se alzó con el título ganando más carreras que cualquier otro equipo, y obteniendo además el cuarto campeonato mundial para el británico Lewis Hamilton.

Sobre esto habló Toto Wolff, director del equipo, tras la ceremonia de premios de la FIA:

“El cambio de reglamento estuvo pensado para evitar que ganemos. Era algo que sabíamos. Cuando se definieron los detalles, era principios de 2016 y estaba claro que las nuevas normas iban a revolucionar el contexto técnico. Comenzamos al máximo el nuevo proyecto y al final podemos decir que el objetivo se ha logrado”.

También comentó sobre los cambios que se dieron al interior del equipo, con la salida del campeón de 2016 Nico Rosberg:

“Uno de los elementos clave para la victoria en 2017 fue la positiva dinámica entre Lewis, Valtteri y sus grupos de trabajo. No tuvimos el box separado más y trabajamos juntos”.