Foto: Steve Etherington / Mercedes AMG F1 Team archive

Una carrera emocionante de principio a fin, donde Ferrari volvió a ganar, Hamilton remontó y Pierre Gasly se robó las miradas.

Bajo la noche de Bahrain, se llevó a cabo el segundo Gran Premio de la temporada de Fórmula 1. Y Sebastian Vettel y Ferrari siguen mostrando su poderío, tras vencer por segunda carrera consecutiva, aunque en esta ocasión el finlandés Valtteri Bottas puso a Mercedes cerca de obtener el triunfo.

Vettel partió desde la pole position junto a su coequipero Kimi Raikkonen, quien pudo haber sido su gran rival en la meta de no ser por un desafortunado incidente en los pits donde tuvo que abandonar y uno de sus mecánicos resultó lesionado.

Mercedes tuvo una carrera movida, con Bottas en punta de lanza como el rival más cercano de Ferrari, y Lewis Hamilton remontando desde la parte media de la grilla luego de ser penalizado por ajustes a su caja de cambios. Al final, el dúo del equipo alemán finalizó segundo y tercero, respectivamente.

La gran figura del fin de semana fue el francés Pierre Gasly, del equipo Toro Rosso, quien se destacó desde las prácticas del viernes y selló su mejor participación en la Fórmula 1 con un excelente cuarto lugar. Fue elegido por los fans como el piloto de la carrera.

https://twitter.com/F1/status/983025699329138688

Para Red Bull Racing fue una carrera para el olvido, con abandonos de sus dos pilotos producto de un pinchazo en el auto de Max Verstappen, y una falla mecánica terminal en el auto de Daniel Ricciardo.

McLaren y, en particular, Fernando Alonso, siguen sumando consistencia aunque algo por debajo del top-3. Alonso, con un quinto lugar en Australia y un séptimo en Bahrain, ahora se ubica cuarto en el campeonato de pilotos.

La tercera fecha del mundial será en China, el próximo domingo 15 de abril.