Foto: IMSA

Un fallo con el fondo del prototipo Acura ARX-05 DPi provocó problemas de rendimiento en el auto del piloto colombiano y su equipo Penske durante las 24 Horas de Daytona 2020. A pesar de eso, finalizaron en el cuarto lugar en la general.

Un cuarto lugar fue el resultado obtenido por Juan Pablo Montoya, Dane Cameron y Simon Pagenaud, el equipo Acura Penske #6 que disputó la edición 2020 de las míticas 24 Horas de Daytona, primera fecha del Campeonato IMSA, donde Montoya y Cameron salen a defender su título como campeones.

El inicio de la carrera, desde la segunda posición de la grilla de partida, fue prometedor. Pero al transcurrir las primeras horas, al caer la noche, la diferencia en velocidad entre los autos de Penske y los prototipos Mazda y Cadillac fue notable, lo que obligó al equipo del colombiano a modificar su setup, aumentando las presiones de neumáticos para evitar el contacto del fondo del auto contra el asfalto de Daytona.

https://twitter.com/ColMotorFans/status/1221401439039131648

Para la madrugada del domingo, pasando el punto medio de carrera, el equipo había pasado por unos arreglos en zona de pits producto de un accidente que obligó a cambiar la nariz del prototipo. Esto llevó a ceder 2 vueltas con respecto a los líderes. Al caer la bandera a cuadros, sobre la 1:40pm del domingo, Montoya cruzó la meta en la cuarta casilla de la general a 5 giros de los ganadores, el Cadillac #10 de Wayne Taylor Racing.

“Con suerte terminamos cuartos, es una buena posición para el campeonato, obviamente uno siempre tiene esperanzas de algo mejor, pero era lo que teníamos. Los carros que terminaron por delante eran carros más rápidos que nosotros. Hicimos todo lo que teníamos que hacer y no guardamos nada” comentó Montoya en zona de pits.

“Ahora viene Sebring, es una carrera diferente, una buena pista, muy dura para el auto, de pronto para la noche estamos muy fuertes que es cuando importa, entonces vamos a ver qué pasa” concluyó el bogotano.